ALTERNATIVAS A LOS ADITIVOS ANTIBIÓTICOS

 * Ésta entrada está escrita a petición de Josep Gumbau en el apartado de sugerencias.

La nueva era de la medicina aviar está dirigida plenamente a evitar en la medida de lo posible la utilización de Antibióticos, sobre todo como promotores del crecimiento en los pichones durante las primeras semanas de vida.

Para ello, son varias las estrategias a seguir siendo cada una de ellas piezas clave del puzzle que forma la salud del ave:

a) Seleccionar genéticamente aves resistentes a las enfermedades generación tras generación.

b) Prevención de algunas enfermedades como la viruela aviar mediante la vacunación.

c) Reducir el estrés a través de una estricta higiene, calidad de alimentos que reciben y condiciones ambientales en las que se crían.

d) Optimizar la nutrición de las aves , mejorando su estado inmunitario y favoreciendo la asimilación de alimentos. Dentro de este apartado, se encuentra la utilización de probióticos, prebióticos, acidificantes, enzimas digestivas y aditivos vegetales.

1.- Prebióticos: Los prebióticos son sustancias generalmente indigestibles para el ave que estimulan el crecimiento y funcionamiento de los microorganismos beneficiosos del tubo digestivo. Además pueden impedir la adhesión de microorganismos patógenos. Son ejemplos de ello: La lactulosa, la levadura de cerveza o la espirulina.

2.- Probióticos: Son bacterias beneficiosas que al ser administradas como aditivos producen una repoblación del tubo digestivo.  Suelen utilizarse bacterias del tipo Lactobacilus, Enterococos y Bacilus o levaduras como Saccharomyces cerevisae.

3.- Ácidos orgánicos: Encontramos ácidos como el láctico, acético, propiónico, cítrico o málico. Los ácidos orgánicos mejoran el proceso digestivo, disminuyendo el ph. Disminuyen la retención de alimento a nivel del proventrículo y la molleja y impiden que se produzca un sobrecrecimiento de bacterias y levaduras patógenas. Además, pueden ser absorvidos por el animal siendo una fuente de nutrientes.

4.- Enzimas: Son proteínas que catalizan reacciones químicas. Actúan a nivel del tubo digestivo eliminando factores antinutritivos de los alimentos, aumentando la digestibilidad del alimento o complementando la actividad de determinadas enzimas endógenas del pájaro. Son ejemplos de ellas la B-glucanasa, xilanasa, a-amilasa, celulasa o proteasa.

5.- Extractos vegetales: Plantas como el romero, perejil, anís, tomillo o ajo contienen aceites esenciales que ejercen una acción antimicrobiana, estimulan la secreción de enzimas digestivos y mejoran el estado inmunitario del animal.

Buscanos en las redes sociales